Industria avícola: resiliencia frente al COVID-19

Image for post
Image for post

La pandemia del coronavirus sacude la economía y la producción de las empresas en diferentes intensidades. En este contexto, el sector agroalimentario aparece como uno de los menos impactados, debido a que la industria de los alimentos mantiene su actividad: elabora y suministra productos esenciales para la población durante la cuarentena.

En cuanto al sector avícola, este ha registrado un comportamiento desigual en los apartados de huevos y carne de ave, fundamentalmente pollo. Esto se debe al impacto que la pandemia ha tenido en cada país. Por ejemplo, Gran Bretaña cerró temporalmente granjas, debido al ausentismo laboral por el contagio de trabajadores con CIVID-19.

Otras naciones han enfrentado problemas en la distribución por falta de personal para el transporte, lo que ocasiona el almacenamiento prolongado de pollo congelado y la dificultad de entregarlo a los comercios y estos a los consumidores.

Grandes productores y exportadores como China y la India han tenido dificultades para movilizar y colocar la producción en el marco de la emergencia sanitaria.

Asimismo, ha perjudicado el consumo de estos alimentos las versiones en las redes sociales -muchas de ellas sin fundamento científico- de que la carne está contaminada con coronavirus.

Pero, a pesar de todo esto, las empresas apuestan a que el consumo de carne de ave se recupere y crezca. Una de las acciones adoptada por la industria en granjas y centros de procesamiento es la adecuación de las instalaciones para operar preventivamente frente al COVID-19. Aquí se aplican medidas de desinfección de los espacios y la dotación de equipos de bioseguridad para el personal, evitando así el contagio.

Mientras la carne de ave ha mostrado un comportamiento más errático con los huevos no ocurre lo mismo. Esta fuente de proteína sí ha tenido y tiene un gran consumo durante el confinamiento.

Según la FAO, Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación, el sector agroalimentario es el que ha mostrado más resiliencia frente a otros sectores productivos durante la crisis de la pandemia. Los industriales y productores avícolas han hecho y realizan grandes esfuerzos para adaptarse y mantenerse en el mercado durante la emergencia sanitaria.

Esa apuesta a la resiliencia con recuperación seguirá en la etapa en que regrese la normalidad post pandemia.

Purolomo, cuya empresa matriz Alimentación Balanceada Alibal, ha estado operativa, respetando los protocolos de seguridad, durante la cuarentena para asegurar que los alimentos que producen lleguen a la mesa de los consumidores.

Written by

Alimentación Balanceada C.A. empresa matriz de PuroLomo

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store